Consejos

Apuestas de hándicap: cómo convertir cualquier partido en interesante

A menudo nos encontramos partidos los cuales antes de jugarse, por diferencias entre los clubes a nivel futbolístico o económico, no tienen mucha historia. Buena cuenta de ello dan todos los equipos que se enfrentan al Real Madrid y Barcelona y que se encasillan en la “zona baja de la tabla”. Por ello, para aquel que acuda a una casa de apuestas, estos partidos a priori no son atractivos ni beneficiosos, ya que la ganancia es mínima. Sin embargo, no todo es negro. Si alguna vez te has planteado el dilema de cómo sacar partido de la desigualdad, aquí te damos la respuesta: las apuestas de hándicap.

Pero…¿qué son?

El hándicap es apostar por un equipo partiendo de una cierta desventaja. Las apuestas de este tipo tienen varias variantes que quizás sí sean más complejas de aprender a usar, pero en esencia, el hándicap normal o “europeo” es un mercado que se da en muchos deportes, y que viene muy bien en ocasiones en las que el equipo al que deseamos apostar no ofrece cuotas de valor, como ya hemos mencionado anteriormente.

En un determinado partido o evento, le añadimos una desventaja o ventaja al marcador de uno de los equipos o los participantes. Dicha desventaja/ventaja, evidentemente, es sólo teórica, ya que únicamente afecta al mercado de apuesta. Y de ese modo, tenemos que calcular que, si apostamos a favor de ese equipo, para salir victoriosos, necesitamos que gane por más diferencia respecto a esa desventaja virtual. Con un ejemplo se verá mejor:

  • Partido Real Madrid vs Apoel: “Victoria del Real Madrid Hándicap europeo -2”. ¿Esto que significa? 2 opciones:
    • Ganada si: El Real Madrid vence por una diferencia de 3 goles o más; es decir, 3-0,4-1,…
    • Perdida si: Se da cualquier resultado que no sea por la diferencia menciona anteriormente. Es decir, si el Madrid gana por 2 goles o menos, empata o pierde.

Sin embargo, existe otra variante de los hándicap un poco más compleja. Es la conocida como “hándicap asiático“, la cual permite más opciones que la normal, pero no permite apostar la opción del empate, por lo que la opción siempre va a ser 1 o 2. Dentro de este tipo de hándicap, distinguimos tres modalidades, las cuales vamos a distinguir con distintos ejemplos siguiendo el anterior:

  • Hándicap de medio gol:
    • Real Madrid -0.5: Si apostamos al Madrid -0.5 goles, estamos dando una ventaja al Apoel. En este caso, creemos que el Real Madrid ganará por un gol o más. Si el Apoel gana o el partido acaba en empate, perderemos la apuesta.
    • Real Madrid -1.5: Si apostamos al Madrid -1.5 goles, estamos dando una ventaja al Apoel. En este caso, creemos que el Real Madrid ganará por dos goles o más. Si el Madrid gana por un gol, empata, o pierde contra el Apoel, perderemos la apuesta.
  • Hándicap de gol entero:
    • Real Madrid -2: Si apostamos al Madrid -2 goles, estamos dando una ventaja al Apoel. Es decir, apostamos que el conjunto blanco ganará por más de dos goles. Si el Apoel gana, el partido acaba en empate o el Madrid gana por un gol, perderemos la apuesta. Si el Real Madrid acaba con ventaja de 2, la apuesta se anula. Y si acaba con ventaja de + de 2 goles, ganamos la apuesta.
    • Real Madrid +0: Si apostamos al Real Madrid +0 goles, significa que estamos apostando a que gana en un mercado sin empate. Si el partido acaba en empate, la apuesta se devuelve. Si gana el Madrid la apuesta se da como ganada y, si gana el Apoel, la apuesta se da como perdida.
  • Hándicap mixto:
    • Real Madrid -0.75 (-0.5,-1): Queremos apostar 10 euros al Real Madrid vs Apoel, hándicap -0.75. En este caso estamos teniendo una apuesta con dos opciones distintas. De los 10 euros, 5 euros serían apostados a hándicap -0.5 a cuota 2.00 y 5 euros serían apostados a hándicap -1 a cuota 2.00. Si el Real Madrid gana el encuentro por 1-0, las dos apuestas estarían perdidas. Si gana 2-0, la primera apuesta estaría ganada (Real Madrid -0.5), pero la segunda sería nula (Real Madrid -1). Por lo tanto, en este caso ganaríamos la cantidad apostada x la cuota (Madrid -0.5) más 5 euros (Madrid -1, apuesta nula). Si gana 3-0, ambas apuestas estarían ganadas.
    • Real Madrid -1.25 (-1,-1.5): Seguimos con el ejemplo anterior y apostamos 10 euros al Real Madrid vs Apoel, hándicap -1.25. De los 10 euros, 5 euros serían apostados a hándicap -1 a cuota X y 5 euros serían apostados a Handicap -1.5 a cuota X. Si el Madrid gana por 1-0, la primera apuesta sería nula (Real Madrid -1) y la segunda perdida (Madrid -1.5), por lo que recuperarías 5 euros de los 10 apostados. Si el conjunto blanco gana por 2-0, ambas apuestas serían ganadas.

Obviamente, no conviene apostar a este tipo de apuestas de hándicap si no nos hemos familiarizado antes con las normales, pero en cualquier caso, todos estos mercados están destinados a que saquemos beneficio de partidos con un aparente desnivel muy favorable para un equipo y desfavorable para el otro. De esa forma, compensamos esa desigualdad en las cuotas y las hacemos competitivas para el apostador.

Esperamos que te haya servido de ayuda, y hayamos podido resolver las dudas que tuvieses con este aspecto. Sabemos que no es mercado fácil, pero su peculiaridad es lo que le hace entretenido.

 

¿Quieres disfrutar de este y muchos otros consejos? Es fácil: sólo tienes que registrarte en Wanabet con el CÓDIGO WANACRACK y realizar un primer depósito de 50€ para disfrutar del Manual de Apuestas ¿A qué esperas para conseguirlo?

 

 

Comentarios
Arriba

Uso de cookies

¡Eh, un momento!. Esto te interesa: en el blog de Wanabet utilizamos cookies para mejorar tu experiencia como usuario. Si sigues navegando, nos das tu consentimiento para aceptar las cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. Entra en este enlace si quieres más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies